HISTORIA

CIUDAD VALLES Y LA HUASTECA
Julián Díaz Hernández

La odontología se remonta a las primeras décadas del siglo pasado, época en la que Valles crecía en población y necesidades, principalmente por el reciente trazo de la carretera México-Laredo. 

   En 1934 llegó a la ciudad el dentista Ponciano Zúñiga, procedente de Monterrey, y estableció su consultorio en la esquina de las calles “Hidalgo” y “5 de Mayo”, donde posteriormente estuvo un café de chinos llamado “El Nuevo Cantón”.

   En 1937 arribó el doctor Pedro Jiménez Montalvo, originario del estado de Yucatán y egresado de la Universidad de México. Junto con Ponciano Zúñiga fue de los primeros que se encargó de atender a los pobladores vallenses de los años treintas. 

   Al comenzar la década de los cuarenta se ubicó un consultorio más sobre la calle “Madero” casi esquina con “Guadalupe Victoria”, cuyo responsable era un dentista japonés de apellido Tawarasumida.

   A finales de esa década, el doctor Brígido Medina -originario de Coxcatlán- se instaló sobre la “5 de Mayo”, y ya a mitad de siglo, otro de los dentistas que iniciaba era Soledad Juárez Viñas, en un local contiguo a donde funcionó el cine “Río”.

(TEXTO TOMADO DEL LIBRO "VALLES Y SUS REMEMBRANZAS", DE LA AUTORÍA DE JULIÁN DÍAZ HERNÁNDEZ; DE VENTA EN EL HOTEL "RIVIERA").

Consultorio del dentista Eduardo Cabrera (uno de los más conocidos en la ciudad), cuando se encontraba en su primera ubicación, por la calle Escontría.     

 

  

 

LO MÁS RECIENTE